27 ago. 2017

RECALCULANDO


NACIONAL 2 ITS 1
SUB 20
26/08/2017

Desde pequeños aquellos que hemos incursionado en el fútbol seguramente hemos recibido la información de que en este juego hay tres resultados posibles y que el triunfo, el empate o la derrota sentencian finalmente un match. Seguido de eso venía el consejo de que hay aprender a seguir adelante con cualquiera de estos resultados. Que es necesario saber reconocer una derrota y que hay que saber ser un ganador noble.
Esa es una parte de la historia, y claro, muy verdadera. Incontrastable diríamos.
Pero hay otra, una intangible, una que se va adquiriendo con la "cultura", una que no tiene una forma mensurable al final de cada juego pero que una parte del colectivo se ha encargado de posicionar incluso a través de cosas "medibles" pero que no tienen más premio que el momentáneo regocijo de quién las ejecuta por un lado y de una parte del público que las observa por otro.
Hoy se pueden medir la posesión, la cantidad de pases, y algunos otros "ítems" que hacen a las "formas" pero todo eso sigue sin tener ninguna relación directa con lo que premia o castiga el reglamento del fútbol. Y volvemos a los tres, uno o ningún punto.
Y no es ser exclusivamente RESULTADISTA, es ser principalmente resultadista. Yo creo que tras los resultados, lo inmediato a considerar son los medios con los que se contaba y luego la forma de la que se obtuvieron.
Con una buena generación o con una mala no es lo mismo el mismo primer o segundo lugar.
Claro, es muy fácil descansarse en "tenemos menos" y siempre opinar de lo que hace el que creen que tiene "más".
Pero en la trayectoria se ven las cosas. En perspectiva. En una secuencia de años, es sencillo de medir si consideramos una franja de tiempo..
Y curiosamente los dueños de la opinión indefectiblemente tienen como su mejor carta de presentación nada más que sus palabras. Es decir su visión de como lo hicieron los que si tienen algo para mostrar.
Después de este inicio hay que comentar que ayer Nacional le ganó a Its. Y le ganó porque en casi todo el partido con alguna mínima excepción fue responsable y trabajó en busca del resultado final.
Ganó porque con limitaciones siempre pensó en llegar al gol y en no recibirlo.
Y ganó porque sacó provecho de todo lo opuesto por parte de un jugador rival. El gol que definió el partido nació en un intento de "chiche" mal ejecutado, que de salir bien sólo hubiera generado el uhhh de la tribuna y que al salir mal costó un gol, y luego el partido.
Y enlazando con lo del principio, seguramente las potencialidades técnicas del jugador que definió el partido pueden ser estimables, pero su falta de compromiso y responsabilidad nos permitieron ganar el juego.
Nacional tuvo ausencias: Segui, Machado, Pirotto, y enfrentó el juego con un equipo casi de sub 18 y a pesar de las dificultades que tuvo, de los errores que cometió, ayer ganó como equipo, jugó como equipo. Habrá ojos que pueden juzgar que mal o que poco, pero son poquitos, y bien poquitos los que han tenido más éxitos en el tiempo que los integrantes de este equipo. Tenemos muchas, pero muchas carencias, pero aún así hemos terminado cada año arriba y una vez segundos, para los demás les dejamos el uhh de cada tarde que aún no encuentra un lugar dónde marcarse en el tablero electrónico o en la planilla de juego.

Del partido, poco. Empezamos mejor que Its hasta que un pase largo encuentra a Juan Martín de último, marca mal, le giran, patean y el gesto de Juanchi no fue el correcto, voló hacia una pelota que debió haber controlado con un paso y un movimiento de brazo.
Empatamos rápido con un gol de Akim Rodriguez que recibió sólo tras una buena sucesión de pases.
Con el trámite ya más parejo llegó el segundo gol de Nacional, convertido por Germán Machín, un gol que pinta lo que fue el partido, por un lado un jugador que tira un lujo, la pierde y compromete el partido y por el otro un jugador con limitaciones pero para el que cada pelota es la vida. Se la llevó así, a los ponchazos, el arquero no esperaba nunca una falla así de su compañero y reaccionó tarde.
Nos fuimos al entretiempo dos a uno ganando y el score ya no se movería más.
La segunda parte la jugamos peor, llegamos menos, Juanchi nos salvó dos veces y en las que tuvimos para liquidarlo Juan Martín Castro decidió pésimo, lo que pudo costar en el resultado final pero no pasó.
El mejor de Nacional fue Juan Silvotti, las ausencias nos obligaron a darle 40 minutos, demasiado para el ritmo que tuvo el partido ayer, pero lo resolvió con inteligencia.
Juanchi Luketich, no estuvo bien el gol, luego tapo tres o cuatro muy importantes, Sacó muy mal toda la tarde.
Fernando Andreoli lejos de su nivel pero jugó lesionado y a la hora de "resistir" fue uno de los abanderados.
Juan Martín Castro, es el mas chico del grupo, estupendas condiciones, a veces se olvida de futsal y juega a la pelota.
Akim, un gol importante, puede dar mucho más, igual tiene todo lo bueno que un equipo necesita, su concepción del "colectivo" por sobre el individuo es lo que lo mantiene en la titularidad.
Germán Machin fue clave ayer. Tiene limitaciones técnicas pero le da cosas al equipo que son fundamentales, la principal es su intensidad.
Anthony Blanco, mejor en la marca que con la pelota. A la hora de defender el triunfo que estábamos obteniendo fue clave.
Martín Quevedo, buena capacidad física, aún no logramos que la explote en beneficio del colectivo.

Resumiendo, un partido que normalmente habría comentado haciendo énfasis en todo lo que no hicimos me vi casi obligado a comentarlo de esta manera.

Nacional en esta divisional tiene carencias, y cada ausencia la siente mucho, pero no se olviden que de los últimos cuatro años ganó tres y en el otro terminó segundo.
Es un camino largo que seguramente nos planteará nuevas dificultades, lo importante es resolverlas de manera responsable y si así lo hacemos cualquier resultado será aceptable, si tenemos la convicción de que nunca perdimos de vista cual es la parte que tiene que hacer cada uno y cual la que tenemos que hacer todos juntos. Si fuimos files a nuestra concepción del juego y dimos nuestro máximo esfuerzo podremos estar felices en la victoria o tranquilos en la derrota.

Enjoy

Goles:
Akim Rodriguez 1
Germán Machin 1






No hay comentarios.: