30 oct. 2018

INCURABLES

30/10/2018

Hace ya 37 años.
Aquella mujer me hizo unas preguntas básicas y me dejó hablar un rato. Supongo que fue menos de una hora. Cuando salimos al hall llamó a mi madre y le dijo:
-Es un niño muy obsesivo. Vamos a tener que trabajar eso.
Un año después aquella mujer y mi madre desistirían. Ambas llegaron a la conclusión que era una perdida de tiempo.

Hoy.
Acaban de finalizar los torneos masculinos de futsal.
Nacional prácticamente arrasó.
Es Bi Campeón en mayores
Es Penta Campeón en Sub 18
Es Bi Campeón en Sub 16
Y acá estamos. Preguntándonos ¿Porque somos segundos en Sub 20?

Porque contra la opinión de todos, nosotros, creemos que teníamos el mejor equipo. Y dije equipo, no jugadores. Y perdimos. Por lo tanto en algo fallamos.
Es difícil saber en que cuando la diferencia fue tan poca, pero creo tener una pista.
Falto el plus. Ese plus que sólo dan los objetivos colectivos.
Faltó enfocar. Faltó concientizar. Falto convencer que lo más importante es que tu equipo sea el mejor y no que tu seas el mejor. Demoramos, en el tramo final lo logramos, pero en cierta medida ya era tarde.
Una de las principales tareas del entrenador es enseñarle al jugador a distinguir entre objetivos y sueños.
Vale soñar, pero hay que tener claro la diferencia entre sueños y objetivos.
Cuando el jugador sale de la cancha y aún evalúa los minutos que jugó, los goles que hizo y no el "como jugó" aún falta mucho por hacer.
Lo del principio. En un año notable de Nacional ¿Porque hablar de esto? Justamente, porque lo que duele es lo que hay que cambiar. Porque ocultarlo, no publicarlo, sería alimentar que siga pasando.
Como entrenador me planteo objetivos. Para cumplir los objetivos me planteo caminos. Cuando el camino está intransitable busco otro camino, pero no cambio el objetivo.
Ganar es una droga dura.
Sólo genera ganas de ganar más.
No acepta la abstinencia.
No acepta el después. No acepta el mañana.
Es fácil decirlo. No es fácil vivirlo.
Y ganar no es lo único. También hay que mejorar al jugador. Tenemos que hacerlo mejor de lo que era. Para este equipo o para otro. Tiene que finalizar el año mejor de lo que lo recibimos. Tiene que tener más conceptos. Tiene que tener más cabeza, tiene que haber sumado en el recorrido.
Cerrando el tema de Sub 20. ¿Cuál es la conclusión? Lo que no ganamos este año, ya no se ganará. Es mentira que el deporte da revancha. Lo que dejaste de de vivir o de ganar no vuelve. Hay jugadores que dejarán la divisional. Algunos jugarán en el equipo mayor. Otros cambiarán de Club. Otros cambiarán de deporte. Se podrá ganar el próximo torneo de sub 20, y los siguientes. Pero el que se dejó pasar no se ganará jamás. Es una pena tener que entenderlo una vez consumado el hecho. Cuando pensemos en los pocos partidos que perdimos y en como los perdimos, cuando recordemos las decisiones tomadas y las no tomadas, lo lamentaremos. Y no es un capricho, y no es remover la herida. Es saber que hay una cicatriz. Es saber que algo nos lastimó, es aprender para el futuro y no repetir. Y sobre todo es que cada uno de los que fracasamos en ese torneo seamos capaces de entregar el mensaje correcto a los que vienen. A los que en el futuro compartan con nosotros un equipo. A nuestros compañeros de camino.
La enseñanza en resumen es, cuando los sueños y las ambiciones individuales se alejan del bien común, para el colectivo terminan siendo una pesadilla.

Pero no todo es frustración.
Muy por el contrario. También hemos ganado. Y de que forma.

Aún hay gente en Uruguay que se pregunta ¿A que juega Nacional?

Podría contestar desde lo táctico, tirando piques a los rivales. Podría contestar desde lo esencial, desde lo conceptual que es lo que hace al fondo de nuestros equipos, pero de verdad la respuesta es: Nacional juega a lo que pide cada ocasión.
Claro que tiene un plan madre. Claro que hay cosas que no se negocian. Claro que los conceptos están por encima de las jugadas e incluso de la táctica. Pero cada rival, cada circunstancia pide algo del entrenador y de los jugadores. Mas allá de lo que preparemos. Mas allá de lo que entrenemos en la semana. Cuando llegamos al juego y suceden cosas tenemos que contar con las herramientas para resolverlas. De eso se trata.

En mayores fuimos nuevamente campeones. Somos el único equipo clasificado por Uruguay a la Copa Libertadores masculina de 2019, y si Conmebol confirma lo planificado el otro equipo con actividad internacional oficial será Boston River, que al ser segundo participaría de la Copa Sudamericana de clubes.
Jugamos 25 partidos este año. Ganamos 21, empatamos 1 y perdimos 3.
Este es para el ambiente y para el mundo "extra futsal" el campeonato Pro. El que a todos les importa, el de Primera División.
Reconozco que es así, que es lo que se ve, lo que tiene difusión, lo que se televisa. Lo que aparece en los medios sin tener que pagar "una nota". Para nosotros todos los campeonatos tienen valor. Por eso lamentamos haber perdido uno, pero sabemos cual es la realidad y sabemos lo que implica para el club ganar la División de Honor. Y la ganamos, incluyendo el clásico que nos dio la anual por 6 a 1.

Fuimos los mejores, pero el recorrido no fueron sólo rosas. Ganamos y en el camino fuimos sorteando nuestros propios demonios. Fuimos relegando nuestras diferencias en pos del objetivo. Siempre, siempre, la vista puesta en el objetivo. Incluso por sobre el grupo. En definitiva, con los amigos nos podemos juntar cualquier día, alquilar una cancha y un parrillero. Esto era por los puntos.

Hubo equipo, hubo clase, y eso permitió alcanzar otro título.

Seguimos pensando que el Campeonato se debe definir de otra forma. Si el Play Off sigue siendo el sistema, el alargue no tiene sentido en el segundo juego. O se aplica la ventaja deportiva o se juega un tercer partido. Y lo decimos habiendo GANADO.

¿Cómo nos fue en los clásicos?
En mayores
2 a 2
6 a 1
En Sub 20
3 a 4
4 a 3
2 a 2 (1 a 2 alargue)
En Sub 18
8 a 1
5 a 4
En sub 16
4 a 5
8 a 1
Anotamos 43 goles, y recibimos 25.

Se jugaron 9 clásicos en masculino. Ganamos 5, perdimos 3(uno en alargue) y empatamos uno.

En mayores, en la Pro, de los últimos 10 Clásicos, GANAMOS 7, empatamos 2 y PERDIMOS 1.

En las más chicas, también ganamos. Y es en esas en las que la maquinita está funcionando. Ahí ya está la semilla. Ya jugamos a eso que la mayoría no termina de descifrar. Y claro, el juicio es siempre sobre el lado "duro". "Las formativas no son para ganar." Bueno entonces no te anotes en lo torneos por puntos y prepara a tus juveniles haciendo controles y entrenando distintos golpes hasta que estén preparados para ganar en la Pro. Nosotros pensamos que las críticas constructivas ayudan a crecer. Hacen al jugador mejor. Le sacan o le mejoran lo malo, lo preparan para el futuro. Cuando los jugadores no aceptan la crítica del entrenador y creen que con eso reafirman su autoestima se equivocan, en realidad lo que hacen es cerrar los oídos a la posibilidad de mejorar. Y claro que es mejor aprender ganando que perdiendo. Claro que es mejor corregir ganando que perdiendo. Nosotros valoramos la presión de jugar un clásico a los 15 años. Creemos que es una fase fundamental del aprendizaje. Valoramos que a esa edad jueguen finales por puntos, por títulos, por gloria.
Los juveniles vienen a Nacional a ganar y a aprender, no a hacer dinero. Ese es el orden, primero demuestra, formate, luego pide.

Acá les dejo un mensaje clarito y cortito del maestro Julio Velasco entrenador de voley de Argentina.
Este es el camino:
http://www.basquetplus.com/sites/default/files/videos/original/WhatsApp%20Video%202018-10-04%20at%2013.26.28.mp4

Y los juveniles ganaron.
Un PENTACAMPEONATO para la Sub 18. En la final vencieron a un muy buen equipo como era el de Old Christians. Ganaron, mejoraron, aprendieron.
La categoría chica(16) había perdido continuidad en Auf. Nacional siempre la mantuvo, aún sin torneo oficial. La mantuvo, organizó torneos amistosos. Regó la planta. Muchos de los que estaban ahí esperando ganaron en sub 18 este año. Alguno aún tenía edad de sub 16, y también ganó.

Y quiero que se entienda, luchamos por ganar pero aceptamos perder. Cuando nos sucede nos concentramos de inmediato en revertirlo. Y si mañana nuestras posibilidades fueran menores, siempre nuestro esfuerzo estaría fijado en haber dado lo máximo. En no habernos guardado nada. En aceptar que esa vez otro lo hizo mejor.
Siempre lo repito, es imposible ganar siempre, pero también es muy difícil perder siempre. En las trayectorias, en los períodos se evalúan los trabajos.

A mi grupo de colaboradores más cercanos el agradecimiento de siempre.
Sin Ariel Di Pierro esto no habría sido posible. Mi sostén en el equipo mayor, mi mano derecha, mi compañero de camino. Siempre del lado que hay que estar. Siempre con un discurso único, siempre como "parte" y no como individuo, siempre Cuerpo Técnico.
A Carlos Bianchi que tuvo que tomar dos categorías porque nosotros dejamos la Sub 18 y con desafíos importantes pudo llegar a la meta con ambos equipos.
A los jugadores que eligieron y eligen ser parte de esta aventura.
A todo el entorno del futsal de Nacional que me soporta y quiere incluso con mis fundamentalismos. A todos muchas gracias.

Llega el momento de descansar. Ojalá el futuro nos encuentre juntos porque de verdad hay mucho por hacer.
Hasta la otra.

PD: HECHOS y NO PALABRAS. El Futsal de Nacional si crece.











28 oct. 2018

2014 2018

Foto: Diego Martinez-Decano.com
PENTA CAMPEAO
SUB18/17
27/10/2018


Lo hicieron otra vez.
Habían ganado la tabla anual por 10 puntos. Se les había escapado el Clausura el domingo pasado en los últimos instantes. Perdieron a su capitán en ese día.
Fueron y dieron la talla.
Ganaron bien. Jugaron mejor que el rival y en el final sufrieron un poco porque Old Christians también tiene muy buen equipo.
Con muchas novedades llegó la sub 18 a este partido final por el Torneo Uruguayo y en el que además buscaban la QUINTA Corona CONSECUTIVA en esta divisional (antes sub 17, hoy sub 18)
Ante la suspensión de Juan Silvotti, Gerónimo Pérez fue trasladado a una posición que le era completamente ajena. Y jugó muy bien. Cometió errores, si claro que sí, pero lo que aportó fue muy importante. Sin oficio de líbero marcó en base a entrega, intuición y las mínimas instrucciones recibidas para cubrir el puesto.
Eso nos permitió explotar la capacidad física exuberante de Facundo Pérez que dejó un surco en el lateral que el canchero tendrá que rellenar para que se pueda seguir jugando en esa cancha.
El dominio de Gerónimo en los primeros minutos sobre el jugador clave de Old Christians nos permitió poner el énfasis en el ataque.
Ante un equipo que esperaba en media cancha Nacional había tenido que establecer algunas consignas básicas para el ataque posicional que terminaron siendo muy útiles.
Volviendo a la defensa, la primera línea de Vicente Romero y Facundo Pérez fue MAGNÍFICA, perfecta, coordinada. Cerrando siempre el tercer pase en la salida. Ajustando, presionando, robando. Sin miedo. Como hay que jugar en ese lugar.
Todo eso permitió que Juan Martín Castro en defensa estuviera un poco más descansado y se dedicara a dar coberturas sin tener que salir a presionar lejos de su posición.
Antes de los dos minutos vino el primer gol.
Una presión estupenda de Vicente Romero sobre la salida de Old Christians, la pelota deriva hacia Facundo Pérez que la mete arriba y abre el camino hacia la gloria.
Ese tanto nos dio tranquilidad. En el ataque posicional comenzamos a desgastar al rival con cortes muy precisos que abrieron muchos espacios.
Cerca de la mitad del primer tiempo en una salida preconcebida Juan Martín asiste a Facundo Pérez que gana una vez más por el lateral, luego este le cede la pelota a Gerónimo que recordó dónde debía estar en ese movimiento y que remató violento de media distancia metiendo la pelota abajo contra el caño izquierdo del arquero de los colonienses.
Nacional dominaba el partido en todos los sectores. Old sólo generaba peligro a través de un jugador de gran calidad que tienen en el pivot, Diego Vela, y que si bien estuvo bastante controlado siempre daba la impresión de que podía sacar un conejo de la galera.
Nacional rotó poco y en los últimos minutos del primer tiempo bajó algo el nivel. Ya las piernas no eran las mismas, y la ventaja también permitió que los jugadores se relajaran un poco.
Salió Gerónimo, hubo que desplazar a Facundo al líbero y ahí el equipo perdió mucho en dinámica.
Brian con la pelota estuvo a nivel pero en despliegue y marca aún está abajo de lo que puede y de lo que necesita Nacional en los momentos calientes de los partidos.
El ahogo de Vicente Romero le dio ingreso a Nicolás Fernández que corrió un montón pero que no maneja los espacios para presionar sin retroceder. Una primera línea con Brian y Nico juntos nos trajo varios metros para atrás.
Pasamos el momento de ahogo y a los 17 ya con los reingresos un pase por dónde no era de Juan Martín, una recepción dónde tampoco era de Vicente, la descarga del pivot para Juan Martín que subió como un vólido y el tiro de este que se mete en el ángulo. Todo al revés y un golazo. A veces hay que tener liga también.
Si nos hubiésemos ido al descanso  con el tres a cero quizás el trámite habría sido más tranquilo.
Nuestro último minuto del primer tiempo fue terrible.
Primero Brian no presiona la pelota, eso provoca que su jugador la pase libre, (en media cancha) corte sin oposición y lo obligua a seguirlo. Lo sigue pero llega tarde y en el segundo palo el jugador define. La pelota se iba afuera paralela al arco pero le pega en el hombro a Acerbis y se mete en nuestra portería. Perfectamente evitable.
3 a 1 y faltando TRECE SEGUNDOS, TRECE, Juan Martin Castro sale eludiendo por el medio, la pierde, nos salva el palo, luego Acerbis y además de casi recibir un gol que hubiera sido un cachetazo, estuvimos a punto de perder al arquero por un violento choque que lo dejó muy afectado de la rodilla.
Afortunadamente Santiago pudo seguir y en el segundo tiempo sería clave con varias tapadas fundamentales.
Para la segunda mitad volvimos a la formación inicial con Gerónimo en la base.
Una buena transición ofensiva dejó a Vicente y Juan Martín en superioridad. Vicente demoró muchísimo el pase, pero lo hizo y Juan resolvió muy bien. Cuatro a dos. Pasarla en superioridad = GOL.
Después con el partido abierto tendríamos tres situaciones similares. En dos no la pasamos y de contra nos salvó Santiago cuando ya no había nada para hacer más que pedir perdón. En la otra Facu Pérez lo deja sólo a Brian que define mal por arriba del palo. Pero al hacer lo que pide la jugada, el balón terminó afuera  no generando una contra. Nos armamos, marcamos y a otra cosa. Cuando se la "regalamos" a un rival las consecuencias casi siempre son carísimas.
 En ese segundo tiempo Vela se puso insoportable. Gerónimo ya cansado no lo marcaba igual, no escuchaba las instrucciones y empezó a perder el duelo individual.
Un tiro en el palo, una tapada de Santy, hasta que el pivot gira amaga patear, todos vamos a defender esa pelota(hasta los que estábamos en el banco) y sin mirar, a pura clase la pasa para un costado dónde llegaba un compañero sólo que pone el segundo de Old.
El deterioro defensivo de Gerónimo con el correr de los minutos más su excursión en ofensiva con balón por el medio a lo Toretto y su perdida y regreso a lo Sid obligaron a sustituirlo.
El traslado de Facu al líbero nos disminuyó mucho en ataque.
Vela siguió complicando. En una jugada totalmente marcable, un lateral en el que debíamos defender doble al pivot y ya con la defensa armada mientras instruíamos al pivot de dónde ubicarse, el lateral que estaba por delante del pivot se cambió de lado para marcar a un jugador que estaba en el corredor "débil" a tres pases de la pelota. Vela amagó sin pelota, picó dos metros le ganó a Facu y remató de primera con calidad. Un gol que no se puede recibir. sólo bastaba con pararse dónde estaba indicado.
Los últimos diez minutos fueron tremendos.
Ellos tuvieron posibilidades, Santiago Acerbis las controló de muy buena manera.
Nosotros tuvimos posibilidades, decidimos mal, o peor aún elegimos mal que no es lo mismo.
Llegamos al final, ganamos. Fuimos el mejor equipo del año. En una final pareja como había sido la de la semana anterior pudimos obtener el triunfo.
Un merito enorme de este equipo que tenía un desafío gigante, obtener un PENTACAMPEONATO. Es el segundo que se da en la historia del futsal Auf, y el anterior también era de Nacional pero en la Divisional Sub 20.

En la final en lo individual:

Santiago Acerbis: Muy buen partido. Atajó notable. El segundo tiempo juego en una pierna. Cumplió el día que había que cumplir. Sigue sacando muy mal.

Gerónimo Pérez: Bien. Fuera de puesto. Le tocó bailar con la más fea. Vela es un demonio. Lo controló bastante. Salió totalemente desgastado. Aportó además un gol. Gran año.

Juan Martín Castro: Es potencialmente el mejor jugador de la divisional. Tiene cosas únicas. Debería ser el lider natural del equipo. Se le exige más porque es más que los demás. Necesita madurar y ya es tiempo. En la final fue clave, hizo cosas muy buenas que sirvieron para ganar, entre ellas dos golazos. No fue responsable a la hora de decidir y eso hizo peligrar el objetivo de 20 personas. Físicamente no está bien y eso muchas veces lo nubla. Le damos un voto de confianza y estamos esperando que saque de adentro el crack que sabemos que es.

Facundo Pérez,  Muy buen partido. Muy buen año. Dame siempre jugadores así. Dócil, dispuesto a aprender, con cuatro oídos y cinco pulmones. Abrió el camino al título. Defendió por un buen lapso al mejor rival y siempre estuvo dónde pedía la jugada. Salud Campeón.

Vicente Romero; Gran partido. Gran año. Le mandamos un abrazo grande al iluminado que lo tuvo toda la mañana descansando. (Siempre hay un hospital abierto). Todo bien, en defensa es un jugador que ha mejorado un diez mil %. En ataque desequilibrante. Demoró algún pase como el del cuarto gol, pero saldo más que positivo. Parece que en el segundo tiempo pedía aire pero no se logro escuchar con claridad lo que decía. Siguió corriendo, así que estaba bien. Fue el goleador del equipo en el año con 18 goles.

Brian Silvera; Muy buen jugador. Primer año en Nacional. Viene de otro entorno deportivo dónde hay premisas que son distintas. Tiene todo para desnivelar. Está en la etapa de transición conceptual. Cuando incorpore nuestras consignas y rompa con los paradigmas del "fútbol sala tradicional" va a influir mucho más aún en el juego.

Nicolás Fernández: Aportó en un momento difícil. No está bien físicamente y da ventajas. Puede mejorar hay que ver como vuelve del verano.

Juan Silvotti, el capitán, un referente. Muy buen jugador, un ganador. En el último tiempo ha perdido energías y concentración protestando cada fallo arbitral. No es por ahí Juan. Hace tu parte, ayuda a tus compañeros y al equipo que tienes mucho para dar. Clave durante el campeonato. Ayer lo vio desde la tribuna por suspensión.

Completaron este plantel CAMPEONÍSIMO y estuvieron ayer en el Polideportivo de Las Piedras, Mateo Proto, Sebastián Roibal, Facundo Echeveste, Agustín Cravino, Brahian Silvera, Facundo Díaz, Diego Ibañez, Nahuel Balsas.

El Cuerpo Técnico  integrado por Carlos Bianchi y Yhordi Segui logra un título importante para el Club que ratifica el potencial de Nacional desde las fuerzas básicas.

Goles:

Juan Martín Castro 2
Facundo Pérez 1
Gerónimo Pérez


                                                                           Foto: Rodrigo Arrillaga





Foto: Rodrigo Arrillaga

AQUÍ ESTÁN ESTOS SON!!!

2014
Foto: A Dos Toques Futsal Uruguay

2015


2016


2017


2018

Foto: Rodrigo Arrillaga

En breve el EDITORIAL ANUAL, como siempre sin Grises. Porque hay lugares dónde el futsal crece y hay cosas para decir.



24 oct. 2018

-NACIONAL. VAYA Y CORRA !

Foto: Java Futsal
Nacional Bi Campeón Uruguayo
Nacional 8 Boston 2
Mayores
20/10/2018

Se terminó la temporada y otra vez nos coronamos como los mejores del año.
Una victoria contundente que ratificó lo visto en el Polideportivo tricolor una semana atrás.
Un gimnasio de medidas reglamentarias que permite y obliga a un juego dinámico, sin dudas nos jugó a favor.
No contábamos con Mati Daguerre expulsado en el juego anterior y ellos accedian al partido con plantel completo.
Nacional optó por retrasar la marca con respecto a sus planteos habituales por dos motivos; por un lado porque el piso estaba sucio y eso lo hacia resbaloso para plantarse en la marca y por otro lado buscando que Boston tuviera un tramo de retorno largo que sabíamos que le podía pesar con el correr de los minutos.
El inicio no pudo ser mejor, apenas al minuto Joaquin Varietti roba un balón en un uno por uno defensivo, supera la sujeción del rival y asiste a Leandro Ataides que corría por derecha. El "Charrúa" fue ahogado por Gaitán pero con sutileza cambió la pelota de pie y remató de zurda para darnos la ventaja.
En la jugada siguiente Boston tuvo la posibilidad de empatar, pero Café Sotelo desvió con el pecho el remate de Victor Rodriguez.
Antes de los cuatro minutos llegaría el segundo. La jugada nace en una muy buena apertura de Gabriel Palleiro que tras superar a un rival asiste a Leandro Ataides y este ante la salida de Gaitán le devuelve la atención a Varietti que sin arquero la empuja al fondo del arco.
Con el dos a cero Boston debió salir a presionar más arriba y los espacios aparecieron.
Sotelo tapó dos bolas más de mucho riesgo y en el mismo periodo nosotros marramos cuatro muy claras.
La mejor jugada del primer tiempo se dio sobre los siete minutos. Otra vez una buena apertura de Palleiro, pase a Sosa descarga de este de primera hacia Varietti que entraba por el medio del área y el toque del Chato se fue apenas ancho.
Tras un saque largo de Café, Ataides cabecea y el arquero rival que estaba adelantado logra sacarla por arriba del palo.
Sosita tendría una muy clara en la que lo deja plantado a su marcador en el "arranque" y al enfrentar al arquero, juega con la cintura hacia adentro y remata de cara interna saliendo su tiro apenas afuera.
Ramos y Arjona ingresaron muy bien ya en ese primer tiempo y el equipo nunca perdió nivel ni intensidad.
Tendríamos otra muy favorable, Arjona quita a Volz y asiste a Leandro que tira de zurda, la pelota caprichosa se fue al lado del palo.
Casi enseguida otro robo del Pato Arjona deja a Sosa camino al gol. El tiro de este es desviado por Gaitán con el pie.
Y tras el tiempo muerto llegó el tercer gol, justamente en la tercer oportunidad que tenía Sosa en el partido. Buena jugad de lateral, Palleiro, Sosa, Palleiro-Sosa. Dualidad, defensa confundida y Agustín que define muy bien arriba al primer palo.
Tres a cero y el camino muy despejado.
Ingresa Xavier Medina y su primer contacto con la pelota termina en la red.
Un muy buen robo de Rafael Ramos pase a Sosa, otra vez asistencia de Agustin de primera  y el Ruso que la toca de taco y deja sin defensa posible al arquero de Boston.
Se fue el primer tiempo con un cuatro a cero contundente.
En la segunda mitad nosotros seguimos en media cancha lo que impedía el lanzamiento de bolas largas por encima de nuestra defensa.
Los minutos fueron transcurriendo. Pudimos aumentar pero el tiro de Varietti tras pase de Ramos dio en el poste.
Boston aposto al arquero jugador pero no nos lastimó.
Si bien recibimos un gol este fue casi de transición, y además en esa jugada nuestro defensa resbaló.
Mantuvimos la idea de defender el lado fuerte buscando forzar el error y no esperar a que el rival la pierda por inercia.
Ya con el arco rival vació nuestras chances se multiplicaron.
El arquero volante le tapó una muy clara a Ramos. Sotelo remató al lado del palo de cancha a cancha hasta que llegó el penal.
Primero fue mano del defensor y luego full del arquero jugador.
Lo sancionaron, Gabriel lo remató bien y ya no quedaron dudas del destino del juego.
Casi en la reposición del medio Ataides intercepta un pase de Victor Rodriguez y desde nuestra propia cancha marca el seis a uno.
Lo que le faltaba a Café en la final un gol de arco a arco ante la valla de Boston vacía.
La transición culminada por Ataides al palo es recibida por Varietti que anota el octavo
La rotación se amplió. Pudieron ingresar los 14 jugadores en planilla y su sed de jugar permitió mantener el ritmo.
Modernell tuvo dos situaciones de gol, Abad y Quevedo una cada uno.
A menos de 10 segundos del final descontó Boston de sexta falta.

Se consigue así el Bi Campeonato Uruguayo de Primera División.

En esta final en lo individual:

Sotelo, muy bien. Seguro cada vez que el equipo lo necesitó, además un gol cuando el rival buscaba descontar sin arquero.
Palleiro, muy bien también. En la marca sin problemas y su primer enganche siempre abrió buenas líneas de pase y generó peligro. Un gol importante para cortar cualquier posible reacción.
Sosa, gran partido. Corrió por banda de manera constante. Lanzado en velocidad un problema sin solución para Boston.
Un golazo.
Ataides, también muy bien. Abrió el camino con un excelente cambio de pie. Fue un azote constante para los rivales. Dos goles.
Varietti, partidazo. Robó la pelota mas importante del año. La que pesó en nosotros y en ellos por el resto de la noche. Un león en la primera línea y un obrero calificado en las transiciones ofensivas. Dos goles.
Además de estos rendimientos altísimos de la primera unidad, los primeros cambios mantuvieron el nivel de juego.
Ramos volvió a rendir. Corrió, marcó y pasó casi siempre bien.
Arjona dio muestras de su clase en todo sentido. Grandes quites, buenas asistencias de gol y una toma de decisiones super acertadas, hasta para cortar en el momento justo.
Medina; entró, la tocó y fue gol. Eso le dio mucha confianza. Colaboró sin acumular faltas. Muy buenos minutos y un golazo.
En el segundo tiempo pudieron ingresar todos los jugadores y el más destacado de ese tramo del partido fue Richard Modernell que desequilibró con su imponente velocidad.

Nacional ganó y salió campeón otra vez jugando a lo que juega.
Corriendo
Siendo intenso
Siendo simple
Y con un Futsal de Conceptos y no de "movimientos"

Goles

Varietti 2
Ataides 2
Sosa 1
Medina 1
Palleiro 1
Sotelo 1




23 oct. 2018

UN PASO ATRÁS

 Foto: Rodrigo Arrillaga
NACIONAL 4 OLD CHRISTIANS 5
SUB 18
21/10/2018

La sub 18 dejó escapar una estupenda oportunidad para liquidar el año y llevarse el Torneo Uruguayo.
Terminó cediendo el Campeonato Clausura a manos de Old Christians y de está manera tendremos final o final por el titulo de Campeón uruguayo.
El equipo entró intenso pero desordenado y pagó caro ese pecado.
En un abrir y cerrar de ojos estaba tres goles abajo y el partido se le hizo cuesta arriba.
Pero el potencial de está divisional es muy grande, logró empatarlo en el primer tiempo y luego incluso darlo vuelta.
Vayamos por partes.
Se jugó el partido sin tener en cuenta que debíamos hacer. Si bien se tenía conocimiento de algunas virtudes del rival, nunca explotamos sus debilidades.
Recibimos goles de esos que duelen, de los que demuestran total falta de conciencia de las cosas que están en juego, y ojo, que quede claro, no pretendo jugadores que no tomen riesgos. Todo lo contrario, la audacia, el atrevimiento son valencias imprescindibles en un deportista que destaque de la media, pero la otra parte necesaria para no ser uno más es tomar los riesgos en los MOMENTOS y LUGARES adecuados.
Saber que necesita el equipo, que puedo dar por el, que puedo dar por un compañero que es superado, etc.
Ademas de los errores directos en la definición tuvimos algunos defectos y el arquero rival estuvo muy bien.
Cada gol encerró un error previo evitable sólo con tener conciencia de lo que se estaba jugando.
Remontamos el score en base a ajustar la marca y a ponerle un ritmo tremendo al partido. En eso el jugador clave fue Facundo Pérez que se puso el equipo al hombro, y el que lo acompañó mejor fue Vicente Romero.
Silvotti ajustó la marca en su sector y eso también influyó.
Tres golazos de Facu Pérez nos permitieron irnos al descanso empatados.
Para el segundo tiempo veníamos muy fortalecidos desde lo anímico, y fue Vicente quién pudo ponernos en ventaja.
Pero otra vez elecciones equivocadas nos costaron muy caro.
Una pelota demorada, mal jugada, terminó en un penal a favor del rival y además una expulsión.
Todo lo que está mal.
Nos empatan, perdimos a Silvotti, pero además sacrificamos a nuestro mejor hombre Facundo Pérez cambiándolo de posición y sacándolo de la zona en la que se estaba definiendo el partido.
Castro no resistió el ritmo del juego, salió agotado y eso también nos quitó potencial.
En una jugada fácil, que pedía pase por la paralela buscamos eludir hacia el corredor central la perdemos y recibimos el gol que nos costó el partido
Perdimos el Clausura, un invicto de 3 años y esperemos que este partido no  nos cueste dejar por el camino un quinquenio.
Old Christians jugó bien. Fue un partido en reglas generales parejo en el que fallamos en la toma de decisiones y en el que además perdimos al capitán del equipo y a nuestro jugador más experiente.
Los destacados ya los nombramos, Facu Pérez en primer lugar y luego Vicente.
 El resto todos pueden dar más, o mucho más.
Hay que tomar recaudo de lo sucedido, preparar la final que se avecina y tener claras TODAS las pautas de definición del campeonato y respetar las consignas que se asignen para ese partido sabiendo cada uno de los objetivos que tenemos que cumplir para alcanzar nuestro objetivo.

Goles:
Facundo Perez 3
Vicente Romero 1

22 oct. 2018

FINAL FELIZ

NACIONAL 10 MALVIN 2
SUB 16
NACIONAL CAMPEÓN URUGUAYO
21/10/2018

La más pequeña de nuestras divisionales Auf ya había obtenido el campeonato la semana anterior, y este domingo cerró el año con un claro triunfo ante Malvín.
Un partido distendido en el que se hizo la diferencia en la primera mitad y en la segunda se rotó el plantel de forma amplia.
Del partido poco para decir salvo que los cinco goles iniciales de Diego Ibañez, más los dos inmediatos de Fran Carbajal dejaron a ambos players al tope de la tabla de goleadores de la divisional con 32 tantos. No es un objetivo buscado pero es un "mimo" para los deportistas que siempre motiva.
Un equipo que se había planteado este objetivo al iniciar la temporada y que lo alcanza incluso antes de finalizar el torneo.
Otro título para su entrenador, Carlos Bianchi, en quién el Club hace ya varias temporadas ha confiado el manejo de las fuerzas básicas.
Varias cosas a resaltar y algunas a corregir para el futuro.
Este equipo terminó de ordenarse tras una "deserción" y el ingreso de Diego Ibañez que hasta ese instante era un jugador que colaboraba pero sin un rol decisivo.
Ahora vendrá la reestructura de las edades pensando en la próxima temporada y el descanso necesario para volver con más fuerzas.
Sin hacer un análisis pormenorizado de cada jugador, vamos a dedicarle unas líneas a los más destacados del año.
Agustín García: fue de menos a más. Muy buenas condiciones, empezó inestable y desconectado. Reaccionó, mejoró y se notó muy claramente ese progreso en el tramo final del campeonato. Ese es el camino.
Facundo Díaz: Clave. Alternó dos posiciones en el año, de líbero y en la segunda línea. Siempre bien. Buen tiempista, capacidad física envidiable, buenas aperturas para iniciar la jugadas, un lider natural. Gran año.
Diego Goroso; pasta de crack, cabeza de futbolista. Tuvo muy buenos partidos y a veces alguno de los otros. Cuando cumple su función es una garantía. Cuando juega de 9 es una sombra rubia que deambula por la cancha. Tiene todo para convertirse en un gran jugador, hay que ordenar esas ideas.
Diego Ibañez: gran descubrimiento del Coach Bianchi, fue de menos a más y terminó siendo muy desequilibrante. Hay que pulirlo en los conceptos del futsal, pero ya demostró su capacidad.
Fran Carbajal: otro de gran año. El más inteligente del equipo sin duda. Buena capacidad técnica, solidario incluso jugando en una posición que invita a no serlo. Determinante también para la obtención del título.
En el tramo final del año también fueron relevantes los ingresos de Bruno Castro y Santiago Romero que le dieron otra profundidad al plantel.

Goles ante Malvín:
Diego Ibañez 5
Fran Carbajal 2
Diego Goroso 1
Facundo Díaz 1
Santiago Romero 1



15 oct. 2018

TRES DE TRES . SUPERCAMPEONES

NACIONAL 8 BANCO 1
SUB 16
13/01/2018

APERTURA                CLAUSURA            URUGUAYO
GANARON TODO
EQUIPO MAS GOLEADOR
VALLA MENOS VENCIDA

Ganó la sub 16 en Banco república y un rato más tarde con el resultado que se registró en la cancha de Malvín, se confirmó lo que todos sabíamos después del triunfo clásico; nada separaría a esta categoría del título de Campeón Uruguayo.
En los primeros minutos hubo alguna dificultad producto de la falta de comprensión del funcionamiento del sistema defensivo en zona de cambios. Una vez resuelto esto el partido fue tranquilo y Nacional lo manejó con inteligencia permitiéndose una amplia rotación del plantel.
El primer gol fue de Francisco Carbajal tras buena cesión de Diego Ibañez. Habían transcurrido casi diez minutos hasta ese momento.
Diego Ibañez concretó el segundo y desde ese momento todo se hizo más fluido.
Banco se repetía con un semi corte detrás de la primera línea y un pique del último por el lateral liberado pero Nacional ajustó muy bien ese movimiento ya sea con Facundo Díaz o el propio Agustín García si el pase era largo.
El primer tiempo se fue con un contundente 5 a 0. Completaron el score Diego Goroso, Facundo Díaz y una nueva diana de Francisco Carbajal..
En el segundo tiempo se rotó el plantel y fue el momento de Juan Pedro Gómez, Santi Romero, Bruno Castro, Matías Silva, Mateo Vahos, Matías López y Juan Pablo Rodriguez. El equipo mantuvo su supremacía y anotó tres goles más.
Resta un partido para finalizar la temporada, ya de forma anticipada han ganado todo lo que jugaron.
El próximo domingo en el Polideportivo y por la última fecha enfrentarán a Malvín cerrando un año perfecto.
Tras ese partido haremos un balance del año, que desde ya adelantamos será muy positivo.
Los mejores de este partido Facundo Díaz y Francisco Carbajal.

Goles:

Francisco Carbajal 3
Diego Ibañez 1
Bruno Castro 1
Facundo Díaz 1
Diego Goroso 1
En contra 1

Los  campeonísimos son:

Balsa Nicolas
Carbajal Francisco
Castro Merlo, Bruno
Correa Federico
Diaz Facundo
Garcia Agustin
Gomez Juan Pedro
Goroso Diego
Ibañez Diego
Larrosa Facundo
Lopez Matías
Mosquera Juan
Mougan Ignacio
Rodriguez J Manuel
Rodriguez Juan Pablo
Rossi Gianfranco
Silva Matías Fernando
Ferreira Facundo
Vahos Mateo
Romero Santiago
Aguilera Lucas
Troisi Agustín





14 oct. 2018

CARTAS MARCADAS

NACIONAL 5 BOSTON RIVER O               Penales Nacional 1 Boston River 2
13/01/2018
Mayores

Este blog nació ya hace ya muchos años buscando mostrar una cara que casi siempre ha sido antagónica de la visión hegemónica que hay en nuestro futsal.
La idea siempre era que los destinatarios fuesen los jugadores de nuestros equipos. Aquellos que un fin de semana habían sido importantes en el juego y también los que no. Desde aquí tratamos de educar al jugador en cuales son las cosas que le sirven al equipo y que colaboran para la obtención del objetivo grupal y cuales no.
En su origen la página era eso. Una visión critica y técnica de como habían jugado nuestros equipos.
Cada lunes cientos de entradas nos fueron revelando que el consumo del mismo excedía a nuestros planteles y luego lo confirmamos cuando nos ha tocado perder algún partido y las entradas se multiplican por miles.
Y el sábado ganamos, por lo que deberíamos leer esto sólo nosotros, pero también perdimos porque el reglamento de este torneo, que tiene nombre pero no tiene ni siquiera Copa prevista establece un sistema de definición bastante perverso.
Por lo dicho este lunes serán más que de costumbre los lectores de estas líneas.
Hemos ganado y hemos perdido con este reglamento. No estamos llorando, sólo que no lo compartimos.
Comentar un partido que terminó 5 a 0, dónde un equipo fue muy superior al otro pero en el que no se llevó nada se hace dificil. Pero lo vamos a comentar como siempre, o más que siempre, sin casette, porque ya hace tiempo que la opinión mayoritaria no nos representa.

El rival llegó poco, a decir verdad casi no llegó.
Tiro 25 balones largos por tiempo que fueron interceptados por Palleiro, Sosa o Sotelo. Los lanzó con la mano o con el pie, era lo mismo.
Nacional antes de llegar al gol ya había tenido dos pelotas en los palos.
Un remate de Leandro Ataides tras enganchar hacia el corredor central es rechazado por Gaitán y el balón va directo hacia Varietti que a un toque resuelve bien.
Gabriel Palleiro engancha a pierna cambiada y saca un tiro abajo desde 15 metros que se transforma en el dos a cero.
No juzgamos propuestas. Jamás nos enojamos por como juega un rival, es nuestra tarea resolver ese desafío
Teníamos las herramientas y durante el partido fuimos consolidando una victoria contundente y justificada.
Se fue el primer tiempo, vino el segundo y apenas iniciado Leandro Ataides pone el tres a cero con el mejor gol de la noche. un tiro exterior envenenado que entro serpenteando sobre el ángulo superior izquierdo del arco rival.
Nacional rotó antes que Boston pensando en el alargue, pero ambos lo hicieron.
Llegaron dos goles más. Uno de Rafael Ramos de buen partido y otro de Joaquín Varietti que repetía en la redes.
Se terminó el partido. Boston remató 3 veces al arco en 40 minutos, más o menos las mismas que había rematado la semana anterior en la que caímos por dos a uno y en la que sufrimos de una conducción del partido muy singular.
Se vino el alargue, y de verdad el equipo cambió. Y cambió desde el desorden. Desde el querer hacer "el gol del título". Desde el olvidarse de seguir igual, haciendo las mismas cosas que nos habían permitido ganar por cinco goles. Dejamos de jugar como estábamos jugando, desprotegimos la defensa para ir al ataque "a la heroica" y el juego se ensució.
Obvio que a Boston le servía eso.
En dos o tres transiciones clarísimas no pasamos la pelota y quisimos eludir al único rival que defendía para después patear, y ademas ya no tuvimos en la zona que era clave para cortar el juego largo del rival a quienes mejor podían hacerlo.
Imposible saber que hubiera pasado, pero creemos que la forma era la otra. Era insistir sin perder la superioridad que se tenía. insistir sin dar ventajas tácticas.
Por capricho regalar el dominio de un partido es un error grave.
Nos costó carísimo y pudo costarnos más. No ganamos, perdimos un jugador que fue bien expulsado por una actitud infantil y de no mediar un quite magnífico de Agustín Sosa a falta de diez segundos seguramente habríamos perdido el alargue contra un equipo que no nos había lastimado para nada.
Varios jugadores tuvieron buen partido. Sotelo que no tuvo mucho para atajar igual cortó muchos centros con la cabeza afuera del área y siempre estuvo atento. Palleiro en el partido jugó muy bien, en el alargue se desdibujó.
Ataides bien, mejor en el partido que en el alargue.
Sosa, bien en la marca, recibió un golpe muy fuerte en el inicio, en ataque esta por debajo de sus posibilidades.
Varietti cumplió, jugó bien, marcó e hizo dos goles.
Desde el banco lo mejor fue lo de Ramos que tuvo buenos minutos y luego lo de Modernell que con su velocidad y dinámica generó muchos espacios. 
Arjona no desentonó pero está falto de ritmo tras una prolongada ausencia.
Daguerre no jugó bien y se hizo expulsar.

Llegamos a los penales. Fallamos dos y ellos uno. Perdimos.

No hay juicios de valor, simplemente decir como fue el partido. Lo que queda es quien ganó, siempre pensé así. No voy a cambiar el discurso hoy. Lo curioso es que ganamos CINCO a CERO pero perdimos.
Perdimos sin recibir un gol en 50 minutos y anotando cinco.
Vamos a la definición sabiendo lo que podemos dar. Quiero ganar como todos ustedes sobre cualquier otra valencia del juego, pero lo otro inmediato que quiero es que el equipo sea eso; EQUIPO. Que cada uno de nosotros haga su parte, y  que si puede haga algo de lo que le toca al compañero. Ese es el camino.
Ya habrá tiempo para que cada uno de nosotros decida y elija donde y a que quiere jugar.
Las cartas están marcadas, ya sabemos como es, sólo falta decidir de manera correcta como las vamos a jugar.
De Nacional y Boston River saldrá el Campeón Uruguayo 2018, esa es la única verdad. El resto aprovechó este lunes para pasar por acá.

Goles:

Joaquín Varietti 2
Gabriel Palleiro 1
Rafael Ramos 1
Leandro Ataides 1





CONTUNDENTE PERO SIN BRILLO

NACIONAL 6 BOSTON 1
SUB 18
13/10/2018

Ganó de visita en una cancha siempre complicada por sus dimensiones y en la que los partidos comunmente se hacen muy trabados.
Nacional superó rendimientos bajos de varios de sus jugadores claves y con el correr de los minutos se fue adueñando del partido.
Si bien se adelantó en el marcador de manera tempranera a través de Gerónimo Pérez en la primera parte nunca tuvo claridad.
Silvotti jugó mal, paso la pelota por regla general mal, y físicamente no rindió como en partidos anteriores.
Gerónimo Pérez tampoco jugó bien, viene arrastrando una lesión pero dió ventajas desde los futbolístico y desde lo físico.
Juan Castro empezó mal y luego se fue acomodando en el partido. Por lo tanto en ese lapso casi exclusivamente dependimos de lo que hacía Vicente Romero, que por lejos fue el mejor de la cancha.
El ingreso de Brian Silvera también fue importante porque mejoró sensiblemente la calidad de pase.
Y por último Facundo Pérez sin estar en un gran día mejoró lo que había hecho Silvotti en el líbero.
Banco empató en una jugada en la que se ajusta mal y el libero no llega a cerrar.
Juan Martín Castro y tras un toque corto en un tiro libre la pone arriba lejos del arquero.
En el segundo tiempo el rendimiento mejoró.
Dos goles consecutivos de Vicente Romero sentenciaron el juego.
Luego un tiro libre directo ejecutado por "Tuki Brahian Silvera" rompiendo el arco y la pared del club de Pocitos.
Antes del final vino el gol más lindo del partido una buena sucesión de toques de Seba Roibal, Brian Silvera y la definición de primera de Nicolás Fernández.
El mejor de Nacional ya lo dijimos fue Vicente Romero que pasa por muy buen momento. Luego Brian Silvera y tras los primeros minutos lo de Juan Martín fue positivo.

Nacional ya ganó el Apertura, se aseguró la anual y en el Clausura esta primero compartiendo la posición con Old Christians. Estos equipos se enfrentan en la última fecha del Torneo la semana próxima y ahí se definirá en Clausura y quizás el Uruguayo.

Goles:

Vicente Romero 2
Juan Martín Castro 1
Brahian Silvera 1
Gerónimo Pérez 1
Nicolás Fernández 1




7 oct. 2018

NO VALE LLORAR

NACIONAL 1 BOSTON 2
MAYORES
06/10/2018

Se jugó la primera final del Play Off de primera división.
El resultado final fue de derrota por 2 a 1.
Siempre tuve la idea de que cuando se pierde hay que bancarse la bronca y esperar para marcar las discrepancias cuando se gana. Es una manera de sentir el deporte, de encarar la vida.
Pasaron cosas, Nacional fue con una idea, la tuvo que modificar dos o tres veces durante el juego buscando cumplir los tres objetivos principales que nos habíamos planteado.
La primer llegada del partido es muy clara. Palleiro desborda por izquierda y la juega al medio dónde llegaba Varietti sólo que remata al lado del palo cuando estábamos en tres minutos.
En seguida un tiro libre en el que Sosa pasa a Palleiro y su tiro se va a nada del palo derecho.
A los 5 llega el gol de Boston. Torrazza tenía el balón controlado lo toman del cuello la jugada sigue y gol del rival.
Hubo pocas situaciones de gol, pero sobre los diez minutos Sosa llega sólo por el segundo palo y tapa muy bien Gaitán. En esa jugada sale Agustín e ingresa Daguerre de buen partido.
Es Matías quién deja un rival desairado y la coloca de zurda arriba para empatar el partido a los doce de juego.
Robamos varias pelotas pero fallamos en el pase final, además de que nuestros jugadores sin balón fueron cortados sistemáticamente en cada transición ofensiva.
A los 15 minutos llega el segundo y último tiro al arco de Boston del primer tiempo. Una pelota que pierde Daguerre en media cancha y que termina con un tiro exterior que controla bien Sotelo
Un muy buen pase de Matías deja sólo a Varietti otra vez que remata por encima del palo.
Así se fue el primer tiempo con empate uno a uno y con cuatro situaciones para un equipo y dos para el otro.
El segundo tiempo fue parecido, quizás la diferencia fue mayor pero el resultado fue inverso a las posibilidades.
En 9 minutos llega el segundo gol del rival tras una perdida de Sosa en la que también nos pareció víctima de falta.
Hay que entender la situación del jugador que en ese momento siente que no es justo lo que sucede y lo que rescato es como pudimos sobreponernos a eso por unos minutos, tratar de tranquilizarnos y buscar el resultado sin perder jugadores para el match decisivo en el que se define el Play Off y esperamos que se defina también el Uruguayo.
Ramos gana por izquierda y Gaitán tapa nuevamente.
Nacional llegaba de forma constante y Sotelo no tocaba la pelota.
Gaitán le saca un balón del ángulo a Xavier Medina.
Palleiro engancha por el medio y su tiro rebotado se va al corner al lado del palo con el arquero vencido.
Viene una clarísima tras un corner Varietti queda sólo remata y Gaitán la vuelve a sacar.
Palleiro elude a dos la pica en diagonal y Modernell no llega apenas.
En esos minutos finales tuvimos por lo menos cuatro muy claras para empatarlo. Boston tuvo un situación de cierto riesgo en la que Sotelo anticipó con el pie afuera del área.
Modernell entró bien generando espacios al correr sin pelota, Gabriel lideró la búsqueda y estuvimos muy cerca.
Nacional fue más, pero eso sin el resultado no tiene valor. Estamos tranquilos aunque dolidos. Sabemos que la próxima semana tendremos la primer oportunidad de alcanzar el campeonato uruguayo y esperemos que sea la definitiva.
En lo individual:
Sotelo, tuvo poco trabajo, en los goles pudo hacer algo más. No recuerdo pelotas que haya atajado durante el partido.
Palleiro, muy buen partido. Primero en la marca en el lugar adecuado y también con balón generando buenas posibilidades para sus compañeros.
Sosa, no fue su mejor partido con balón. Perdió varios pases sobretodo en el primer tiempo. En defensa siempre bien. Lo dicho en la jugada del segundo gol para nosotros le cometen falta.
Torrazza: tenía una tarea asignada que en lo defensivo cumplió correctamente, pero con el balón estuvo muy mal. Perdió pases, jugó el balón hacia atrás múltiples veces y nunca estuvo ceca de lo que puede dar.
Varietti; mucho desgaste, generó bastante pero se perdió dos situaciones clárisimas en las que remató afuera más otras tres que tapó muy bien Gaitán.
Daguerre, muy buenos minutos, un golazo. Desequilibró constantemente, algunas dificultades en la marca.
Arjona, buen partido más si consideramos que hace más de dos meses que no jugaba. Un jugador sobrio que entiende el juego.
Medina, cumplió. Dio aire un muy buen tiro que le sacaron del ángulo.
Ramos es mucho más de los que jugó. Después de la lesión de hombro le ha costado recuperar su nivel.
Modernell, muy bien. Importante lo del juvenil abriendo líneas y generando espacios con frescura.

La semana próxima con plantel completo y el regreso de Leandro Ataides que es nuestro goleador con 31 tantos jugaremos el partido de vuelta.
Así que lo dicho en el título, NO VALE LLORAR, afortunadamente no era la final definitiva y como hace un año atrás cuando volvimos con una derrota muy injusta de Colonia y lo revertimos con un global de 7 a 1 en el Poli ante Old Christians, estamos en condiciones de hacerlo otra vez.

Gol

Matías Daguerre 1







2 oct. 2018

NACIONAL GANÓ EL CLASICO


NACIONAL 5 PEÑAROL 4
SUB 18
30/09/2018

La sub 18 volvió a ganar el clásico. Sacó 12 puntos de diferencia en la anual, la que ya ganó de forma anticipada a falta de dos fechas para terminar el Torneo( recordemos que Parque Cubano no sigue en la competencia y todos los equipos suman esas 3 unidades)
Nacional no jugó bien pero ganó de forma justificada a pesar de equivocar el camino durante largos lapsos del partido.
En el primer tramo del juego Nacional se adelantó por un gol de Gerónimo Pérez que definió con arco vacío al recibir el rebote de una pelota en el palo que había rematado muy bien Juan Silvotti.
Un tiro libre favorable a Peñarol cerca de nuestra área terminó en una transición ofensiva de Nacional, superioridad numérica y el segundo gol de Juan Martín Castro.
El partido estaba controlado pero no había fluidez. La ausencia de Vicente Romero y la precaria condición física de quién lo sustituyó generó que después de los 5 minutos casi siempre defendimos y atacamos en inferioridad.
Cuando teníamos el tres a cero a disposición en una transición ofensiva hicimos todo mal. Gerónimo ya exhausto físicamente traslado de más, pasó tarde, mal y hacia el lado equivocado, una superioridad de tres para uno terminó en una inferioridad de 1 x 3 y en gol de Peñarol. Previsible con el equipo que teníamos en cancha y por lo tanto evitable.
Cuando retornamos a una formación lógica en la que alternaban en el pivot Brian Silvera y Facundo Pérez llegó el tercer gol. Una muy buena jugada de Brian que dejó dos rivales por el camino y habilitó a Juan Silvotti para que la distancia antes del descanso fuera de dos goles.
En el segundo tiempo los primeros minutos fueron parecidos, Nacional era más jugando en inferioridad.
Llegó el cuarto de Facundo Pérez, que volvió a jugar un buen clásico.
Ingresó en el pivot Nicolás Fernández que casi en su primer contacto con la pelota generó el quinto gol.
Una buena jugada por izquierda y el pase al corredor central por dónde ingresaba solo Brian Silvera.
Con el partido 5 a 1 Peñarol comenzó a adelantar al arquero y Nacional no aprovechó para nada esa circunstancia.
Nuestra formación en cancha daba ventajas para la igualdad numérica, muchas más ventajas para la inferioridad generada por el adelantamiento del arquero.
A pesar de eso Peñarol no generó demasiado, pero Nacional desapareció de la cancha.
No se puede defender alto si un jugador camina. No se puede defender bajo si no se cierran los perfiles hábiles. Desde nuestro arquero que cada vez que recuperó la pelota la regaló para que nos atacaran otra vez a la primera línea pasiva y sin compromiso, se ayudó a encerrarnos sobre nuestro arco.
Juan Silvotti,que fue el mejor del clásico, Facundo Pérez y Brian Silvera resistieron el embate de Peñarol y así mantuvimos la victoria.
Nacional debió ganar el partido por una diferencia mayor y dejar una marca importante para futuros cruces. No lo hizo, y dejó escapar una oportunidad muy favorable.
Igualmente lo más importante era la victoria y se ganó. Ahora corregiremos ganando, que es la mejor manera de corregir.
Esta categoría va en busca del QUINQUENIO y ahora está muy cerca.

Goles:
Gerónimo Pérez 1
Juan Martín Castro 1
Juan Silvotti 1
Facundo Pérez 1
Brian Silvera 1