1 ago. 2018

JUSTICIA INFINITA

Foto: Nacional.uy
NACIONAL 4 PEÑAROL 3
SUB 20
29/07/2018

Se sabe que nunca nos quedamos con los méritos aislados de los resultados, pero está categoría ya había jugado muy bien el primer clásico del año, debió ganarlo y no lo hizo, ahora, volvió a ser superior y aunque sin poder ser contundente logró un triunfo impostergable.
Basados en un plan, y buscando en cada momento del partido los intérpretes adecuados para llevarlo adelante.
 En el inicio tuvimos un error que pudo costarnos caro pero Juan Luketich respondió bien.
Después de esa jugada inicial tuvimos cuatro muy claras para abrir el score.
La primera un desborde de Modernell, el pase al medio y Borche que debía tirarse para cortar la trayectoria de la pelota la vio salir lamiendo el poste.
Poco después otra vez Borche tuvo una situación muy clara, a la salida de un corner quedó sólo , demoró su remate y terminó estrellando el balón en el palo.
Una más tendría Nacho antes de salir sustituido por un golpe en la boca que le produjo sangrado, Yhordi le juega un balón enganchado y la pelota le queda servida a nuestro pivot que de sobre pique la manda afuera pegada al palo.
Seguíamos llegando con peligro. Facundo Pérez anticipa, elude, juega con Richard Modernell recibe una pared y remata desde dentro del área y Silvera tapa.
Ya con Juan Martín Castro en cancha, el juvenil gana en el uno por uno y deja sólo a Machín que pierde una situación muy clara al rematar suave y permitir que el arquero alcance a rechazar.
Tras esas cinco situaciones Peñarol dispuso de una situación muy favorable en la que su jugador de origen brasileño deja dos por el camino y habilita a la derecha donde rematan afuera.
Sobre los 14 minutos llegaría el primer gol del partido. Un tiro libre efectuado directamente al arco por Juan Martín Castro se mete en el ángulo.
Era más que justificada la diferencia, pero no se puede creer el gol que absorbemos apenas un minuto más tarde.
Todo comienza en un pésimo saque de meta, corto, suave, por el medio, una recepción deficiente de Juan Martín, quedamos en inferioridad dos para uno que es muy mal defendida por Yhordi Segui, no corta la línea de pase, se barre, queda fuera de acción y la jugada sigue dos para golero. Los rivales la ensucian con pases de mala calidad y ni Luketich tuvo la posición adecuada ni Yhordi llegó con uno de los dos rivales. Todo mal, merecimos recibir ese gol. Un error de esa magnitud, con tantas malas decisiones encadenadas no podía terminar de otra manera. En estos partidos es clave que si se recibe un gol sea por mérito del rival y no por errar en lo conceptual. se puede fallar en lo técnico, se puede fallar en lo físico por carga de minutos, no se puede fallar en lo esencial, los conceptos. A)....B).... C).... (eso se los mandó por interno al grupo de wap)
Con el partido empatado en uno Yhordi ejecutó un tiro al ángulo que fue tapado por el arquero rival.
En una jugada de lateral a favor "cambiamos" sobre la marcha, Yhordi la pierde y recibe amarilla, y en la jugada siguiente pierde la espalda con Lorenes que falla en la definición.
En lo táctico el juego se desarrollaba con dos equipos presionando, pero uno marcando zona y el otro individual. Nacional en eso sacó rédito desgastó mucho a los jugadores más adelantados del rival con retornos muy largos y explotó los espacios con inteligencia. Falló en la definición y también hubo virtudes del arquero rival.
Las aperturas de Modernell y Pérez no podían ser contrarestadas y por esa vía estábamos muy cerca de resolver el juego.
Yhordi no tuvo un buen juego, pero en muchas instancias dio coberturas a las salidas constantes de Pérez que tuvo resto para ir y venir durante 40 minutos.
Antes del final dispusimos de una sexta falta que Yhordi Segui remató mal, suave y afuera.
la última jugada del primer tiempo pudo costarnos caro, un error directo en marca de Yhordi yendo al piso y quedando por el camino. El tiro del rival dio en el travesaño.
Nos fuimos al descanso, habíamos jugado bien, pero habíamos cometido errores importantes, sólo uno nos costó un gol.
El comienzo del segundo tiempo fue un caos. Todo mal.
En el descanso hablamos claramente de como seguir en el juego. Pero parece que cuando más se hablan las cosas, peor es. Un saque lateral defensivo, Yhordi va al entre líneas, recibe, se la queda, se la queda, la pierde. Dos para uno, gol del rival. Un minuto de juego.
El tercer gol es como dicen los pibes "todo lo que está mal". Juan Martín sale por el medio, la divide con un primer jugador, la gana, la divide otra vez con un segundo jugador, todavía por el carril central. Catástrofe. Gol para el rival, uno a tres en un clásico en dos minutos del segundo tiempo.
Habiendo sido mejores estábamos dos goles abajo y podíamos dejar escapar el año. Era el único clásico que no tenía revancha si perdíamos. Y ganamos.
Richard Modernell desborda otra vez pero Borche no llega por ir tarde.
Machín fuerza la salida del rival, Richard aprovecha roba el balón elude al arquero y toca al arco convirtiendo un golazo.
En la jugada siguiente tuvimos el empate, gran maniobra de Facu Pérez pase a Machín y este remata violento dando la pelota en el travesaño.
Perdíamos tres a dos y dimos por unos instantes alguna ventaja. Salimos a presionar al arquero en su propia área y dejamos mucho terreno libre. Luketich pudo cerrar bien pero pudo resultarnos terrible.
En la siguiente Anthony se quedó parado y le cabecearon a la espalda, otra vez Juanchi lo resolvió bien.
Tras esos instantes de confusión otra vez volvimos al orden.
Una falta sobre Anthony en rematada por Richard, el balón da en Luna y se va pegado al palo.
En la siguiente llegó el empate, Pérez juega con Richard que realiza un buen control orientado y remata fuerte de derecha. Otro golazo.
Un error de Facu en un corner al ir al piso terminó en un tiro en el palo  para el rival.
Pero con 36 minutos arriba, a toda intensidad, Facu salió a presionar robó en cancha rival y puso un bombazo abajo. Palo y gol.
Antes del final otro robo de Akim terminó con la expulsión de Luna y nos dio cierta tranquilidad hasta el final, aunque no aprovechamos la superioridad.

En el momento mas adverso del partido los ingresos de Anthony Blanco y Akim Rodriguez fueron claves. No todos vemos el fútbol igual(por suerte), presionar donde hay que presionar, pensar en ganar antes de pensar en como festejar un gol, dejarse la piel aún sin estar en plenitud. Tener plena confianza de que lo vamos a lograr, y actuar en consecuencia.
Ganamos, se hizo justicia, sufrimos más de lo debido pero dimos un paso importante.
En lo individual:
Juan Luketich: Tapó varias muy importantes. Un doble error en el primer gol del rival. Buen juego en líneas generales.
Yhordi Segui: No tuvo un buen partido, comenzó cumpliendo y se fue diluyendo con los minutos. Falló en decisiones claves.
Richard Modernell: Muy buen partido. Desequilibrante en velocidad, un problema sin solución para el rival. Dos golazos. Mañana redonda para un jugador que debía superar la incomodidad que siempre genera enfrentar a ex compañeros.
Facundo Pérez: Tremendo partido. 40 minutos a todo ritmo. En defensa contra la opinión general dominó casi siempre, sus anticipos generaron transiciones muy peligrosas. Dio aperturas como un lateral más y sobre el final del juego tuvo aire o amor propio para presionar alto, robar y definir el clásico.
Ignacio Borche: Perdió cuatro o cinco situaciones muy favorables. Presionó tarde y mal. Es un jugador en el que tenemos muchas expectativas pero no colabora siendo aplicado. Sabemos que puede resultar incontrolable para los rivales. Sólo falta que el se de cuanta y haga caso.
Juan Martín Castro: Un gol muy importante, en el primer tiempo mejor que en el segundo generando juego.
Cometió un par de errores graves de esos que pueden arruinar una temporada. Por suerte no pasó
Germán Machín: Por debajo de su nivel. Colaboró en la presión, cumplió poco con su rol ofensivo. Perdió una muy clara en el primer tiempo pateando suave. En la segunda mitad tuvo un tiro en el travesaño.
Anthony Blanco: Entró en un momento muy adverso y rápidamente se acomodó a lo que necesitábamos. Cubrió las subidas de Pérez y Modernell y soltó la pelota rápido como era necesario. Fue clave en la reacción.
Akim Rodriguez: Otro que entró en el peor momento y tácticamente fue clave. Sólo falló en la superioridad dónde debió ubicarse lateralmente para poder atacar 3-1 a la defensa 1-2 de Peñarol. Un robo suyo generó la expulsión de Luna. Muy valioso aporte, otro clave en la reacción.

En generalidades, dominamos con los dos cortes simultáneos, explotamos las espaldas de la primera línea rival.
En lo defensivo casi sin errores, los goles fueron producto de errores en el ataque.
Peñerol se repetía con saques largos que eran resueltos por Facu o cortes revertidos que facilitan a nuestra marca zonal presionante.
Quedan dos fechas y si todo se da con lógica jugaremos finales ante Peñarol. Habrá que ver si son en desventaja o ventaja según termine la Tabla Anual.
Es un paso nada más, pero sin él ya habríamos finalizado la temporada.

Estamos primeros en el Clausura, tres puntos arriba de Peñarol a falta de dos fechas para el final.
Se hizo justicia.

Goles:

Richard Modernell 2
Juan Martín Castro 1
Facundo Pérez 1


Foto: Diego Martinez 

No hay comentarios.: